82 años después, pensamiento de Gabino Fraga vigente

en

Cuando uno escribe una idea, hipótesis, teoría, o pensamiento, muchas veces pensará que ésta será transitoria y su efecto desaparecerá con el paso de los años. Sin embargo, hay ideas que trascienden y su legado deja importantes bases de pensamiento empírico y científico.

Gabino Fraga, destacado jurista mexicano, es un buen ejemplo de ello. En días pasados, en El Universal, el abogado Carlos F. Matute González, publicó una columna donde habla, 82 años después, sobre una de las bases del pensamiento del maestro Fraga. 

El columnista destaca que, como lo demostró el maestro Fraga en la primera edición del libro, Derecho Administrativo, de 1934, la distinción entre lo público y lo privado es objetivamente insostenible. Esta aclaración la hace en relación al debate que se ha sostenido en las últimas semanas sobre el artículo 32 de la Ley de Responsabilidades Administrativas, mejor conocida como “Ley 3de3“, que pretende obligar a los empresarios que tengan contratos con el Gobierno, a que su declaración patrimonial se haga pública. 

Para dejarlo más claro, Matute González, rescata una idea clara acuñada por Fraga: “Nadie puede afirmar con precisión dónde empieza y termina cada una de éstas esferas” (la pública y la privada).

Así, la discusión sobre si los empresarios debe convertirse en figuras públicas y dar a conocer a la sociedad los contratos que tiene con el gobierno, resulta hoy un interesante debate que trae al presente una dicotomía que Gabino Fraga alguna vez ya había sostenido.

La claridad de las ideas del maestro Fraga, contextualizadas en un presente tan cambiante, resultan más necesarias que nunca.

Deja un comentario